Lo que tienes que saber sobre los rodillos de jade

Hoy en día tenemos tanta abundancia y diversidad de herramientas para el cuidado de la piel, que hasta los expertos en belleza se confunden. Hay una amplia selección de dispositivos para el cuidado de la piel: varillas de masaje facial, microagujas, rodillos faciales y mucho más. Por eso a veces resulta tan complicado escoger una herramienta en particular.

Tal vez hayas visto los consejos de belleza que suelen dar los influenciadores en las redes sociales. Y una de las herramientas que más aparecen son los rodillos de jade. Se promocionan mucho en Internet, sobre todo en las plataformas de video. Algunos creen que son una cura milagrosa para la piel inflamada, y que sirven para mejorar la circulación. En cualquier caso, los rodillos de jade se han convertido en un tema de conversación muy candente, y muchos se preguntan si de verdad ofrecen resultados tan maravillosos, o si simplemente se están sobredimensionando sus beneficios.

¿Qué son los rodillos de jade y cómo funcionan?

Las herramientas para el cuidado de la piel no siempre son la mejor solución. A veces ni siquiera vale la pena probarlas, porque no ofrecen una buena relación calidad-precio. Sin embargo, también hay algunas herramientas que son capaces de hacer mucho más de lo que dice la publicidad.

Últimamente ha crecido el interés por los rodillos de jade, y el público se pregunta si de verdad son beneficiosos para la piel, y si cumplen con lo que prometen. A continuación te damos algunos datos para que estés al tanto de los beneficios que te pueden ofrecer estas herramientas.

Los rodillos de jade: un complemento para el cuidado de la piel

Un rodillo de jade es un pequeño artilugio fabricado con cuarzo rosado o jade. Puede venir en forma de bolita o de rodillo de pintura. La piedra más grande es ideal para pasarla por la frente, la mandíbula y las mejillas, y la más pequeña se usa para la zona de los ojos y la boca. Cualquiera puede beneficiarse de este producto, ya que estimula la circulación, y tonifica y levanta el cutis. Si lo añades a tu rutina de belleza, el rodillo de jade te ayudará a aliviar la tensión, y favorecerá la salud de tu piel.

Las maravillas del masaje facial

Si guardas el rodillo de jade en la nevera, disfrutarás de un masaje facial más relajante cuando la piedra fría entre en contacto con tu rostro. Para ayudar a que tu piel absorba mejor el aceite o crema hidratante que uses, puedes hacerte un suave masaje con el rodillo de jade.

Cuando masajeamos el cutis, podemos revigorizar la piel y añadirle luminosidad. Los masajes también mejoran la circulación sanguínea en la zona, haciendo que la piel esté más firme y reluciente. Además, conseguirás un rápido alivio de ciertas infecciones respiratorias, ya que el masaje te ayudará a despejar los senos nasales.

Al pasar los rodillos de jade por la cara, estimulamos el drenaje linfático, lo que nos permitirá liberar las toxinas y otros residuos del cuerpo, Así podremos combatir las ojeras y la inflamación alrededor de los ojos. Si nos hacemos el masaje con la presión adecuada, los ganglios linfáticos podrán drenar mejor el exceso de líquido del rostro.

Cómo empezar tu nueva rutina de piel

Es muy fácil usar el rodillo de jade, y puede manejarse de muchas formas diferentes. Sin embargo, la mayoría considera que la técnica tradicional es la mejor opción. Para obtener los mejores resultados, debes evitar rodarlo hacia delante y hacia atrás. Mejor empieza por el cuello y la línea de la mandíbula, avanzando hacia la oreja (a ambos lados) antes de dirigirte a la mandíbula y los pómulos. Cuando llegues a la frente, rueda hacia las sienes, siempre con un movimiento ascendente.

Mantén una presión suave para no estirar demasiado la piel, ya que eso puede contribuir a la aparición de arrugas. No te olvides del área de las cejas: pasa el rodillo por ambas cejas, con un movimiento horizontal. Este masaje puede ser especialmente reconfortante cuando te duele la cabeza. 

El accesorio perfecto para el cuidado de la piel

Antes de probar el rodillo de jade en tu piel, deberías saber con qué productos para el cuidado de la piel lo deberías usar. Puedes usar prácticamente cualquier sérum de belleza que tenga propiedades antiinflamatorias. El rodillo de jade reducirá la inflamación y estimulará un brillo saludable, mientras el sérum maximizará sus efectos sobre la piel, para obtener el mejor resultado posible.

La pregunta más importante es la siguiente: ¿Qué es lo que NO debes combinar con tu rodillo de jade? Bueno, para que no termines dañando la piedra, es mejor que no uses ningún producto que contenga ácido glicólico o ácido láctico. Tampoco son buenos los productos con alfa-hidroxiácidos o beta-hidroxiácidos, ya que pueden ser irritantes para tu piel.

Después de usar el rodillo de jade, límpialo bien con un paño suave, y luego guárdalo en un lugar seguro. A continuación, lávate la cara con un jabón o limpiador facial suave, para eliminar cualquier residuo o suciedad. Luego enjuágate con agua tibia. Nunca sumerjas la herramienta facial en agua caliente, porque podrías dañar la piedra.

Conclusión

Si quieres probar herramientas para el cuidado de la piel, vale la pena que empieces con el rodillo de jade. Aparte de sus beneficios para la belleza, es una herramienta estupenda para relajarte y consentirte.

Pero si estás buscando un tratamiento profesional, lo mejor es que reserves una cita con Vinci Aesthetics. Todo comienza con una consulta gratuita, para poder evaluar tus necesidades y objetivos. Ponte en contacto con nosotros hoy mismo, para concertar tu sesión cuanto antes.

Share

Share on facebook
Share on whatsapp
Share on twitter